La estrella dorada

Anochece, la lluvia y los focos que iluminan los espacios van transformando la imagen de la ciudad. Surgen los contrastes de luz, y las luces indirectas lo envuelven todo de un misterio especial. Los reflejos nocturnos hablan de cierto dramatismo, se agudiza el aspecto teatral en los cubos de representación, que son los escaparates de las tiendas. Escenarios acristalados con sus personajes que nos reclaman atención. La función es otra que la representada durante el día. La luz reflejada en un material dorado baña toda la escena con una bruma cálida. Cualquier neón azul tiñe la atmósfera con una franja del color cielo sugerente. Los rostros de esos seres “casi humanos” me siguen inquietando desde su silencio jugando con su poética tan particular. Sigue el espectáculo…

Anuncios

Un comentario en “La estrella dorada

  1. Tus letras y todo tu entramado hay que rescatarlo para que se publique. Por el momento estoy desconcertado por otras situaciones, pero volveré al ataque. Necesito algunas de tus láminas para la agenda cuyo plazo se me vence el 15 de febrero.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s